Vitamina D y su implicación en el rendimiento deportivo - Cen Lola
15957
post-template-default,single,single-post,postid-15957,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,boxed,,qode-child-theme-ver-1.0.0,qode-theme-ver-10.0,wpb-js-composer js-comp-ver-4.11.2,vc_responsive

Vitamina D y su implicación en el rendimiento deportivo

Vitamina D y su implicación en el rendimiento deportivo

FUNCIONES DE LA VITAMINA DE EN EL ORGANISMO

Su función biológica principal es la de mantener las concentraciones séricas de fosforo y calcio aumentando su absorción en el intestino delgado, además tiene gran implicación en todo el metabolismo óseo.

En investigaciones más recientes se postula que la vitamina D también desempeña su función en tejido muscular, tejido hepático y se cree que puede tener implicación en el metabolismo de la glucosa, en resistencia a la insulina e incluso en la regulación del sistema inmune.

Hay dos formas de esta vitamina: la vitamina D2, también llamada ergocalciferol (origen vegetal), se deriva del colesterol en la dieta mientras que la vitamina D3 o colecalciferol se deriva del colesterol vía 7-dehidrocolesterol (de origen animal). Los rayos ultravioletas de la luz solar son los responsables de la producción de una gran cantidad de la vitamina D3 en el cuerpo.  Tenemos un precursor de la vitamina D en la piel que se denomina D7 dehidrocolesterol que cuando incide los rayos ultravioletas del sol se convierte en colecalciferol. Es importante saber que tanto el  compuesto de origen animal (colecalciferol) como el de origen vegetal que se denomina ergocalciferol, tienen la misma actividad vitamínica.

Para pasar a su forma activa la vitamina D tiene que pasar por un proceso de activación primero en hígado y después en riñón, por lo que si se tiene alguna patología hepática o renal se puede también desarrollar la deficiencia.

 

 

¿CÓMO EVITAR LA DEFICIENCIA DE VITAMINA D?

La vitamina D es un nutriente esencial, es decir, debemos ingerirla a través de los alimentos, aunque también tenemos la capacidad de sintetizarla en la piel. La vitamina D es una vitamina que no está presente en muchos alimento por lo que debemos tener especial cuidado en ingerir alimentos ricos en vitamina D como por ejemplo, el pescado azul, la leche y los huevos. Hay muchos alimentos en el mercado enriquecidos con vitamina D que pueden ser una buena opción si se considera que se está en riesgo de deficiencia. A esto hay que añadir una exposición solar que deberíamos realizar de forma diaria, como curiosidad apuntar que la mayor cantidad de vitamina D se sintetiza en nuestra zona abdominal.

¿HAY DEFICIENCIA DE VITAMINA D EN LOS DEPORTISTAS?

En los últimos años se viene observando una deficiencia de vitamina D en la población general. Solo un 18% de los deportistas que han sido analizados presentan niveles óptimos de vitamina D y existe un 5% presentan una deficiencia ya importante. Los deportistas que entrenan al aire libre presentan mejores niveles que aquellos que entrenan en pabellones o en piscina cubierta.

Desde hace unos pocos años la asociación entre los niveles de vitamina D y el rendimiento se han ido consolidando. Diferentes estudios han mostrado que la suplementación con vitamina D está relacionada con el rendimiento físico, de manera que a día de hoy los médicos del deporte valoran rutinariamente esos niveles en deportistas de elite para en su caso, remitirlos a un Nutricionista y  programar una suplementación que ayude a cubrir los déficits que pueden afectar al rendimiento.

Desde hace tiempo se sabe que la vitamina D es imprescindible para el desarrollo de una buena función muscular y que la suplementación con vitamina D puede ser muy importante para determinados atletas.

Se ha mostrado ampliamente la relación entre los niveles de vitamina D con la función muscular. También sabemos que existe una alta prevalencia (infravalorada en la mayor parte de los casos) de insuficiencia/deficiencia funcional de vitamina D, especialmente en invierno o en los países con poco sol, lo que tiene un impacto sobre el rendimiento de muchos atletas.

El déficit de vitamina D es relativamente frecuente entre deportistas cuya principal actividad se desarrolla en pabellones cubiertos.

Actualmente hay un cierto consenso en recomendar el control de los niveles de 25 (OH) D3. Este control forma parte de la batería de análisis bioquímicos efectuados periódicamente al atleta en el contexto del denominado “control bioquímico del entrenamiento”.

¿PORQUE ES IMPORTANTE ANALIZAR LA VITAMINA D EN DEPORTISTAS?

Unos niveles bajos de Vitamina D pueden causar una función muscular alterada. También se relaciona la deficiencia de vitamina D con fracturas por estrés

Os animo a acudir a Nutricionistas Deportivos para que consideren la conveniencia de una suplementación de vitamina D durante el invierno.

 

Lola Aguilar Alcázar

Nutricionista

Sin comentarios

Comentar